30 de julio, 2018

La mujer policía baleada en Ituzaingó tiene muerte cerebral

La policía bonaerense estaba internada en estado crítico, luego de recibir un balazo en el cuello durante el robo de su arma reglamentaria.

La mujer policía baleada durante un intento de robo en una parada de colectivo en Ituzaingó fue diagnosticada con “muerte cerebral”.

 

Los médicos le informaron a la familia de Lourdes Espíndola, que se encontraba internada en la terapia intensiva del Hospital Posadas, que su estado es “irreversible”.

 

 

El hecho ocurrió este sábado cuando la joven oficial de 25 años finalizaba su turno del Comando de Patrullas de Moreno en la estación de peaje Quintana, en la Autopista del Oeste, y se encontraba en una parada de colectivos.

 

 

Me dispararon, me estoy muriendo“, le dijo la oficial a su marido por celular, tras ser herida de bala.

 

 

De acuerdo a los testigos, el ataque fue protagonizado por dos delincuentes que llegaron al lugar en una moto y el disparo se efectuó después de un forcejeo con Espíndola.

 

 

Por el violento episodio que vivió Lourdes, su marido Fernando Altamirano –que también es oficial había anunciado que se iba a retirar de la Policía Bonaerense.

 

 

Ya no quiero ser policía, tengo dos hijos que son el amor de mi vida y no voy a permitir que se queden sin papá“, sostuvo Altamirano, y agregó: “Amamos lo que hacemos pero el policía de la provincia de Buenos Aires está todo el tiempo desprotegido”.