6 de diciembre, 2017

España retiró la orden de detención de Carles Puigdemont

La decisión del Tribunal Supremo en Madrid coincidió con el comienzo de la campaña, para las elecciones del 21 de diciembre, en Cataluña.

La Justicia española retiró las órdenes de captura que había emitido contra el ex jefe del Gobierno catalán, Carles Puigdemont, y los cuatro ex consejeros que lo acompañan en Bruselas, por los delitos vinculados al plan independentista de Cataluña.

 

 

La inesperada decisión del Tribunal Supremo en Madrid marcó el primer día oficial de campaña para las elecciones del 21 de diciembre en Cataluña, en las que los ex funcionarios son candidatos.

 

 

El juez del máximo tribunal, Pablo Llarena, argumentó la retirada de las órdenes de captura precisamente con el “nuevo escenario” que abren las elecciones.

 

 

“Los investigados parecen haber mostrado su intención de retornar a España, con la finalidad de tomar posesión y ejercer unos cargos electivos para cuyos comicios se han presentado”, expresó Llarena.

 

 

Cabe consignar que la medida busca también evitar que la Justicia belga entregue a los imputados fijando límites a los delitos por los que pueden ser juzgados.

 

 

Puigdemont y los ex consejeros Antonio Comín, Lluís Puig, Clara Ponsatí y Meritxell Serret dejaron así de estar en búsqueda y captura, aunque podrían ser detenidos si regresan a España.

 

 

El giro judicial llegó un día después de que el mismo juez Llarena dejara en libertad bajo fianza a otros seis de los ocho ex consejeros que se encontraban en prisión desde hace un mes en Madrid y coincidió con el inicio oficial de la campaña a unas elecciones inusuales con candidatos presos o a la distancia.

 

 

Tanto Puigdemont como Oriol Junqueras encabezan las candidaturas de sus respectivos partidos, mientras que la mayoría de los otros ex consejeros ocupan lugares en las listas independentistas.